sábado, 16 de febrero de 2008

No aprendimos nada.

¿Se acuerdan de los tristes días del 2001? Creo que todos los recordamos, algunos más, otros menos, pero quienes padecimos la horrible sensación de que el país se iba a pique jamás lo olvidaremos.
Ser argentino es un desafío increible, es ser una mezcla de Indiana jones y McGyver, es sólo estar seguro de que nada es seguro en nuestro país.
Nombres como Menem, Cavallo, Corach, Camilión...(Qué asco) parecen ser hijos del olvido, porque hay tantos delincuentes que uno tiene presentes a los que nos maltratan en los últimos tiempos.
El país se incendió, no fue la generación espontánea, lo prendieron fuego, De la Rua se quemó sólo con el vapor de una realidad que él en parte no supo manejar, le dió superpoderes a Cavallo y lo permitimos, no tenemos cura.
Entrar en más detalles es pedirle un esfuerzo demasiado grande al corazón, pero la memoria está intacta.
Fueron días muy tristes... Y al parecer, no hemos aprendido nada, nada ha cambiado, no se fueron todos, siguen los mismos y con más poder. Los bancos están cada día más fuertes, la pobreza no muere, el analfabetismo crece, las drogas inundaron las calles, ni hablar de la delincuencia... y nosotros seguimos yendo de shopping, seguimos enriqueciendo a las corporaciones, a los políticos, a los culpables de nuestra desdicha. Esto nos pasa y nos seguirá pasando, seremos testigos una y otra vez, del costo inhumano del poder.

4 comentarios:

Ignacio dijo...

don ferdinand acabo de leer tu post de d'elia contra los manifestantes en tarainga, yo soy el usuario nacho2112(supendido ahora), hice un post en el que me quejaba porque taringa censura a los que estan a favor del campo y a aquellos que son k, no los molesta, nada mas eso! suerte.

Pablitoxxx dijo...

Hola Ferdinand.

La verdad que me gusta mucho la visión que tenés.

En realidad, entré a tu blog por un comentario en Taringa, en un post de la cumbia villera cristiana que me pareció digno de un capo, he aquí una cita del mismo:

"La involución no detiene su marcha. Pocas cosas son tan constantes como el deterioro de la sociedad."

Saludos, y suerte.

Camus dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Camus dijo...

Una reflexión lúcida y oportuna.

"El costo inhumano del poder"... una hermosa frase, aunque terrible.

Saludos,

Camus.